[ESPECIAL] DÍA DEL ZURDO: personajes que no sabías que lo eran

Desde el 13 de agosto de 1976, se celebra anualmente el Día Internacional de la Zurdera. Y como cada año probablemente podáis leer que Link es zurdo —o que lo era hasta que los controles de movimiento lo obviaron— como Shigeru Miyamoto, que Crono lleva la espada en la siniestra o que Sephiroth hace lo propio, ¿por qué no ir a por los ejemplos menos típicos?

Dunban (Xenoblade Chronicles)

Aunque estemos acostumbrados a verle blandir una espada ligera con la mano izquierda, el haber perdido uno de sus brazos tras el prólogo de Xenoblade Chronicles puso a muchos en estado de duda: ¿se trataba de un zurdo por nacimiento o de uno por necesidad?

El hecho de que portara la Monado con las dos manos no hacía más que confundirnos, pero cualquier jugador avizor puede revisitar los primeros minutos de juego para ver su mano derecha libre.
Dunban
Dunban

Jed (Day of the Tentacle)

Está claro que Day of the Tentacle nunca se guió por la lógica de sus puzles, pero hay momentos en el que ni siquiera la premisa de estos puede evitar sacarnos un qué sincero.
Las interacciones con Jed y Ned son, sin duda, uno de ellos. Dos gemelos, uno diestro y uno zurdo, que se dedican a la escultura. Cuando los encuentras, es Ned quien está martillo en mano, pero al darle un cambiazo por un martillo para zurdos, es incapaz de seguir trabajando y ha de verse sustituido por su hermano.
Jed
Jed

Alm (Fire Emblem: Echoes)

Con un breve vistazo a cualquier ilustración (o viéndolo combatir en el juego) sabremos que el héroe de Fire Emblem Echoes combate con la espada en la zurda.

¿Qué? ¿Y ahí se queda la anécdota en un listado que quiere llegar más allá de lo obvio? Nada más lejos de la realidad, ya que Fire Emblem Gaiden, la versión original del juego para la Famicom lo ilustraba siempre como diestro.

¿Una vuelta a la representación tras la debacle de los juegos con control de movimiento o sólo un pequeño guiño a la comunidad de siniestros? Esperemos que primero.

Alm
Alm

Kadabra (Pokémon)

Sí, todos conocemos las anécdotas sobre la polémica con las cartas de Kadabra y Uri Geller, pero ¿a que no sabíais que en dos ocasiones aparece empuñando la cuchara en su mano izquierda?

Estos dos juegos son Pokémon Edición Amarilla Pokémon Edición Plata, cuyos sprites de combate deciden que la izquierda pega más. Desgraciadamente para nuestro colectivo, el monstruo psíquico se tuvo que aprender a comerse los yogures con la derecha en venideros juegos.

Aunque, pensándolo bien, ¿para qué usar la cuchara con las manos cuando tienes poderes telekinéticos?

Kadabra
Kadabra

Waluigi (Mario Superstar Baseball)

A pesar de que otros videojuegos (sin ir más lejos, Mario Super Sluggers, la secuela de Superstar Baseball) mostrase a Waluigi jugar con su mano derecha, hubo un título en el que el poder era zurdo.

Ya fuera para lanzar o para golpear, el malvado de púrpura empleaba su mano izquierda como la dominante. Pero, conociendo al personaje, ¿sería algún tipo de trampa como las que acostumbra a hacer o es que realmente no es diestro y en esa ocasión, invirtiendo la mítica frase de Íñigo Montoya,  él tampoco es diestro.

Waluigi
Waluigi

Ned Flanders (The Simpsons Wrestling)

¿Y cómo olvidarnos del zurdo por excelencia de la ficción? Aunque todos sepamos que Ned Flanders (y otros tantos personajes de los Simpson) son de los que usan la siniestra, pocos recordamos que este simpático vecinito tuvo su momento al otro lado de los mandos de la consola en un ya más que olvidado título de lucha libre que salió a la venta durante la quinta generación de consolas.

Curiosamente, se trataba de uno de los enemigos más difíciles del juego, mas esto no era por su mano preferente: se trataba de una de las inteligencias artificiales más duras de todo el disco de PSOne.

Ned Flanders
Ned Flanders

Y eso es todo por este año. Desgraciadamente, la representación de la comunidad zurda en el videojuego es relativamente escasa para suponer entre un ocho y un trece por ciento de la población mundial, pero siempre es curioso conocer un personaje que, ya fuera por intención o por error, terminara siendo de los tuyos.

Y eso es todo por este año, pero no os olvidéis de chocar esos cinco con la izquierda al salir.